Mide tu dedo para elegir una talla de anillo

Mide tu dedo al final del día. No lo hagas cuando hace frío o calor.

Recuerda que el tamaño de tus manos es ligeramente diferente, y si llevas un anillo en un dedo de la mano izquierda, este no te quedará perfectamente en el mismo dedo de la mano derecha.
Asegúrate de que la talla que has elegido permite que el anillo se deslice con facilidad a lo largo del dedo.

Para medir tu dedo puedes usar una cinta métrica. Mide la circunferencia del dedo en milímetros. Esta medida corresponde a la talla del anillo.

Si dudas entre dos tallas, elige la talla más grande. Ten en cuenta que el estilo del anillo también atañe a la elección de la talla: los anillos grandes se llevan más holgados que los modelos más pequeños.